plantar-un-arbo2

 

Consideraciones a tomar

Dado que lanzamos una campaña que pretende reforestar nuestra ciudad y nuestro país, también debemos dar la información necesaria para que todos puedan ser parte de la misma, en ese sentido te damos todos los datos para que adoptes tu árbol con éxito.

Para comenzar, es imprescindible definir el terreno en que tu arbolito será plantado, pensando en que en algún momento se convertirá en un gigante proveedor de oxígeno,  de esta forma tendrás una idea más clara para escoger una especie que se acomode a tus posibilidades.

Una vez hayas definido el lugar, la especie y hayas adquirido tu árbol, que seguramente estará en una maceta provisional (bolsa plástica), deberás echarle agua para que la tierra quede compacta, este proceso tiene que ser realizado una noche antes.

Al día siguiente, para calcular el tamaño del hoyo tienes que tener en cuenta que debe ser al doble en ancho y hondo con respecto al árbol. Ejemplo: Si tu árbol se encuentra dentro de una bolsa de 15 centímetros de diámetro por 20 de largo, entonces deberá cavar un hueco de 30 centímetros de ancho por 40 centímetros de profundidad.

Ya con el hoyo cavado, hay que cortar a bolsa con mucho cuidado y extraer el plantin procurando que la tierra de las raíces se mantenga ahí. Procede a plantar el árbol, vigilando que el cuello de la raíz (unión de tallo y raíz) no quede enterrado sino a ras  de suelo.

Para que el árbol quede recto y firme, probablemente sea necesario usar unas estacas o palos de un tamaño similar al árbol, para atarlos, preferentemente con cinta, y que las ramas del plantin no caigan.

Posteriormente, ya puedes rellenar el hueco, pero debes verificar que la tierra esté libre de basura o piedras. Con el pie o el mango de una pala compacta la tierra recién colocada y traza un círculo un poco profundo para permitir la retención de agua o lluvia para tu árbol.

Y listo, ahora solo será cuestión de que riegues a tu árbol y lo cuides de malezas y algunas plagas que pueda o no contraer.